Covidianidad: el desafío de volver a la cotidianidad

Como seres humanos, a lo largo de la vida vamos pasando por distintas etapas que, si bien es cierto, generan crecimiento. Cada etapa se acompaña de crisis que nos impactan, cuando esto sucede consideramos que la vida nos pone a prueba. Si logramos enfrentar el reto de aceptar los grandes cambios que se nos presentan para seguir avanzando en todos los ámbitos de la vida cotidiana, comenzamos a madurar.

La crisis provocada por el Covid-19 se ha convertido en nuestro desafío actual. En los últimos meses se ha tenido que hacer una pausa obligatoria en el ritmo habitual como una forma de evitar ser afectado de forma directa con la enfermedad.

En principio se establecieron pautas estrictas de prevención para el confinamiento, lo que produjo un cambio en las rutinas: colegio, trabajo y otros compromisos fueron trasladados a casa, limitando significativamente el contacto con el mundo exterior. Para muchas personas esto bien pudo generar angustia, miedo, incertidumbre, desesperanza, irritabilidad y una serie de pérdidas que se han tenido que gestionar e ir afrontando en el día a día.

Ahora nos toca asumir el reto de volver a reencontrarnos y reintegrarnos al mundo que nos espera fuera de casa. «Nos disponemos a entrar de forma escalonada en una nueva fase, lo que hemos dado en llamar: convivir con el COVID-19 de manera segura».

La covidianidad es un nuevo estilo de vida ante la realidad cotidiana transformada por el virus. Esta nueva experiencia puede generar miedo e incertidumbre por ser un modelo diferente de convivencia, por lo que es válido sentir preocupación y no es posible una sensación permanente de bienestar ante la crisis actual.

A continuación, te damos unas pautas que te permitirán hacer ajustes en tu proceso de adaptación:

  • Identifica los pensamientos y emociones que vas experimentando para poder gestionarlos y autorregularlos.
  • Acepta que la realidad ha cambiado y ahora lo sano es priorizar. No es momento de relajarte, pero tampoco de exigirte ser productivo excesivamente.
  • Asume la necesidad de salir a trabajar con la responsabilidad de seguir cuidándote y tomando todas las medidas de protección y bioseguridad.
  • Mantén cerca tu red de apoyo (familiares y amigos) y comparte con ellos cómo te vas sintiendo y lo que te genera preocupación o malestar ante la nueva realidad.

Estas pautas pueden ser un gran comienzo para escribir tu nueva historia con la covidianidad; si a pesar de tus esfuerzos por mantener tu salud física y mental experimentas malestar emocional constante y significativo (altos niveles de angustia, ansiedad, depresión, entre otros) no dudes en buscar ayuda profesional. Estamos para acompañarte en la búsqueda de tu bienestar psicológico a través del Programa de Cultura Ciudadana.

Llama a la línea de la Felicidad desde el interior 809-200-0191 para celulares *321 y 809-518-8967 sin cargo.

 

Autor: Auris Belén Paulino, Psicóloga Clínica/ Terapeuta Familiar y de Pareja

Notas de prensa